Ya os comente hace unos meses que Facebook estaba interesado en Snapchat.

Y eso no es algo nuevo, ya que el primer intento de compra fue en 2013, cuando Facebook ofreció 3.000 millones de dólares por Snapchat.

Pero los chicos de Snapchat siempre se mantuvieron en su sitio y rechazaron al gran Zuckerberg.

Así que Zuckerberg al ver que no podía comprar Snapchat a decidido tirar por la otra vía, copiar de arriba a abajo el funcionamiento de Snapchat e incluirlo dentro de Instagram (una de esas apps que sí pudo comprar Facebook).

Instagram Stories

Y ya tenemos la noticia, Instagram ahora incluye la sección Instagram Stories, donde los usuarios podrán subir contenido (fotos y vídeos) de forma que ese contenido se borrara en 24 horas.

El funcionamiento es prácticamente igual que el de Snapchat, y personalmente lo que sí me a gustado es la posibilidad de ocultar de las Stories a los usuarios que tú decidas.

De esta forma esos usuarios podrán seguirte y ver más fotos “de más calidad” que subas a tu timeline, pero no las Stories “más improvisadas”.

Lo mejor está por llegar, ¿cómo contraatacará Snapchat?, ¿dejará este golpe KO a los del fantasma?, ¿será esta una killer-app o será otro fracaso de Facebook como lo fue Slingshot?.

Tendremos que permanecer atentos a cómo evolucionan las cosas.